4 de enero de 2010

La espera


I

Ella espera que él recoja sus magnolias
y gira en la verde hierba de la cama.
Sabe que en el sueño de su sueño
su hermoso lirio volverá como la noche,
acaso su viaje termine al final del invierno.


II

Ella saca de su manga un abanico redondo como la luna,
lo agita en suave briza para apaciguar los vientos.
Siempre teme que el frio de la nieve se seque
y borre las llamas de los pasos del regreso.
Al ponerse el sol, ella se sienta junto a la ventana,
el brazal de jade declara el tamaño de su ternura.
Dulce amor que sopla en las flautas de Chiang nan,
mañana las abejas libarán las corolas de las flores.


III

El invierno muere y con él muere la espera.
Las magnolias del peinado se esfuman en los pliegues del vestido.
Ella descorre las telas del lecho vacío y espera otro amanecer.
En el jardín no florecerán las orquídeas, las libélulas agonizan.
Una mujer vieja, un dulce amor segado
a mitad de camino.

6 comentarios:

Rio Grande Review dijo...

Estimada Karina:

Hemos encontrado tu blog navegando, y queremos invitarte a que nos mandes material literario o artístico para nuestra publicación. El tema de la edición Primavera 2010 es la OBSESIÓN-AVERSIÓN. Todos los géneros literarios, así como formas de arte visual, son consideradas para su publicación. Prosa: 5000 palabras. Poesía: 10 páginas. Aceptamos trabajos en Español y/o Inglés. Para saber más del tema, de nuestra Revista Literaria y de la convocatoria, visita nuestra página: www.riograndereview.com

La convocatoria se cierra el 5 de febrero del 2010.

¡Gracias! Sigue escribiendo y esperamos leerte pronto!

Las editoras de la Río Grande Review
Silvana, Miranda & Sahalie

erker dijo...

kari!!! buen año!! vienen a leer a la ginebra?? dale asi las anuncio!!!
por otra parte quiero publicar algo tuyo en mi revi-blog...me dejas?? www.reviparia.blogspot.com
besos linda

Laura dijo...

Bellísimo todo lo que escribes. Espero que tengas un año hermoso lleno de éxitos. Un abrazo

Máximo Ballester dijo...

Florecen hermosas las imágenes en este tríptico delicado y bello.
Felicitaciones, guapísima!
Un beso grande.

Sandra Pasquini dijo...

Cuando la espera se reduce y cuantifica en si misma, florece hasta aniquilarse pero aún así sigue siendo ,
Entonces es cuando ya no existe otra palabra dentro de si misma que apacigue,no existe.

El Éxodo dijo...

Y las mangas manchadas de un rocío sin mañana.